Language

Lesiones Deportivas

Lesiones deportivas comunes que tratamos…con atención personalizada a su hijo(a)

Cuando su hijo(a) compite en la cancha, la pista o el campo, las lesiones pueden ocurrir en cualquier momento. Encontrar rápidamente al mejor equipo médico puede hacer toda la diferencia para una pronta recuperación.

El Centro de Medicina Deportiva del OIC ofrece tecnología médica de última generación para todo tipo de lesiones deportivas. Algunas de las condiciones más comunes son:

Desgarre de ligamento cruzado anterior

Un desgarre en uno de los ligamentos (el tejido que conecta huesos o cartílago) en la rodilla.

  • Es una lesión que ocurre frecuentemente en deportes, especialmente en el soccer,  baloncesto, y fútbol americano  
  • Puede ocurrir por:  
    • Cambiar de dirección rápidamente
    • Al parar repentinamente
    • Al caer mal después de un salto
    • Al chocar con alguien o algo      
  • Frecuentemente requiere cirugía correctiva

 

Fractura

Hueso roto

  • Una lesión que ocurre frecuentemente en deportes de contacto como el rugby o fútbol americano  
  • Puede ser causado por:
    • Trauma—como consecuencia de una tacleada, choque o una caída fuerte
    • Uso excesivo, esto puede causar una fractura por estrés (una pequeña grieta en el hueso), es muy común en atletas
  • Dependiendo de la ubicación, tipo y severidad de la fractura, puede ser tratada de las siguientes maneras:    

    • Reducción (administrando medicamento para el dolor y moviendo delicadamente el hueso a su lugar)
    • Inmovilizador/férula o yeso
    • Cirugía  
  • Tipos de fractura más comunes:

    • Estable—los huesos rotos se alinean con poco desplazamiento   
    • Abierta,—la piel aparece perforada
    • Transversal—la rotura en el hueso es horizontal
    • Oblicua—la rotura en el hueso es angular
    • Conminuta—el hueso se rompe en varios pedazos

 

Desgarre de meniscos

Un desgarro completo o parcial en el cartílago en forma de cuña situado en la rodilla

  • Una lesión muy común en los deportes de contacto, como el rugby o el fútbol americano
  • Puede ocurrir cuando la rodilla de su hijo(a):
    • Toma un golpe
    • Se tuerce al cambiar de dirección repentinamente
    • Absorbe la fuerza de una caída fuerte
  • Este tipo de lesión es frecuentemente acompañada de un “chasquido”
  • Dependiendo del tipo, el tamaño y la ubicación del desgarre, estas lesiones pueden ser tratadas con:
    • Reposo, hielo, compresión y elevación (RICE, por sus siglos en Inglés)
    • Medicamentos antiinflamatorios, no esteroideos (AINEs) como el ibuprofeno o la Aspirina)   
    • Cirugía

 

Osteocondritis disecante (OCD)

Cuando se separa un pedazo pequeño de hueso en una articulación por falta de suministro de sangre.

  • Es más común en niños muy activos que participan en varios tipos de deporte—por  ejemplo cuando cambian de baseball a lacrosse
  • Puede pasar en cualquier articulación, pero es más común en las rodillas, los codos y los tobillos
  • Puede ser causado por lesiones repetidas o tensión sobre el hueso
  • Normalmente se recupera sola pero, a veces puede requerir tratamiento quirúrgico

 

Dislocación de la rótula

  • Es común en deportes de alto impacto, como fútbol americano o baloncesto
  • Ocurre cuando la rótula se desliza fuera de lugar
  • Puede ser causado por:
    • Un golpe directo en la rodilla
    • Caídas
    • Un rotación inusual o torcedura
  • Require tratamiento, incluso cuando la rótula se desliza de nuevo a su lugar
  • Dependiendo en la gravedad, el tratamiento puede incluir:
    • Reducción (administrando medicamento para el dolor y delicadamente moviendo el hueso a su lugar)
    • Una rodillera
    • Fisioterapia
    • Cirugía

 

Dislocación del hombro

Cuando la parte superior del hueso del brazo (el húmero) se sale de su articulación con el omóplato

  • Es común en deportes de contacto como el fútbol americano o el hockey
  • Puede ocurrir por movimientos del hombro hacia adelante, hacia atrás, hacia abajo o al realizar actividades como lanzar una pelota
  • Puede variar en gravedad, desde una dislocación parcial a una dislocación completa
  • Los síntomas incluyen espasmos musculares y flacidez en el hombro (inestabilidad)
  • El tratamiento es  la reducción manual—volver a colocar el hueso de la parte superior del brazo en la articulación del hombro
  • El dolor severo disminuye casi inmediatamente después del tratamiento, pero puede seguir adolorido por varios días o semanas
  • Su hijo(a) podría necesitar usar un cabestrillo o férula durante varias semanas y después hacer ejercicios especiales

 

Esguince

Una ruptura o estiramiento de un ligamento (tejido fibroso que conecta a los huesos)  

  • Es común en varios deportes como el fútbol americano y el baloncesto
  • Ocurre más comúnmente en los tobillos, las rodillas y las muñecas
  • Puede ser causado por un trauma repentino (como una torcedura o caída) o por uso repetitivo excesivo
  • Los síntomas incluyen: hinchazón, moretones y dolor
  • Dependiendo de la gravedad y la ubicación, el tratamiento puede incluir:
    • Reposo, hielo, compresión, y elevación
    • Inmovilización
    • Cirugía

 

Desgarre

Un estiramiento o desgarre del músculo o tendón (tejido fibroso que conecta al músculo con el hueso)

  • Actividades de alto riesgo incluyen:  
    • Deportes de contacto, incluyendo el soccer, el rugby, el fútbol americano, las artes marciales mixtas, el lacrosse, y el hockey
    • Los deportes que requieren arranques repentinos, como correr en pista
    • Tenis, remo, golf, gimnasia y otros deportes que requieren apretar los puños con fuerza
    • Deportes con raqueta o que practican lanzamientos que causan estiramiento del codo
  • Un desgarre tiene los mismos síntomas que un esguince, como debilidad muscular, espasmos y calambres
  • El tratamiento incluye:
    • Reposo, hielo, compresión, elevación
    • Ejercicios  
    • Cirugía

 

Tendonitis

Inflamación causada por uso excesivo de los músculos o los tendones  

  • Es común en deportes intensos, como la natación o el baloncesto
  • El tratamiento puede incluir uso de muletas, inmovilizadores, férulas y fisioterapia   
  • Nota: Es importante el diagnóstico de un profesional de salud para descartar lesiones graves como los desgarres o fracturas

 

Bursitis

Inflamación y dolor de la bursa—bolsas llenas de líquido situadas en las articulaciones

  • Es común en deportes que requieren movimientos repetitivos, como el tenis o la natación
  • Ocurre por uso excesivo o demasiado estrés en una articulación
  • La bursitis comúnmente se presenta en el hombro, el codo, la rodilla, la cadera y el tobillo
  • Los tratamientos incluyen:
    • Un cambio de actividad
    • Medicamentos antiinflamatorios y no esteroideos (AINEs) como el ibuprofeno o la aspirina
    • Para casos más serios, se drena el líquido de la bursa, y se administran inyecciones de corticosteroides (analgesicos potentes)
    • En raras ocasiones, cirugía

Practicar un deporte es importante para llevar un estilo de vida saludable, la autodisciplina, y fortalecer la autoestima. Desafortunadamente, también puede causar lesiones. En los Estados Unidos cada año hay más de 38 millones de niños y adolescentes que participan en deportes organizados.  

El Centro de Medicina Deportiva OIC, queremos asegurarnos que las lesiones sean temporales y que su hijo(a) pueda seguir practicando su deporte favorito.